Capilla Nuestra Señora del RosarioLa Calera

Declarada Monumento histórico en 1984, esta capilla se erigió poco después de la fundación de La Calera en el año 1776. Siendo el español Tovar y Buendía un fiel católico, se construye la Hacienda (Casa Municipal que se conoce hoy), junto con la capilla que es hoy patrimonio del municipio. Aquí se da inicio a la veneración a Nuestra Señora del Rosario, advocación de la Virgen de la que los fieles católicos de La Calera siguen practicando de forma activa.

Reinaugurada en 2017, después de su reconstrucción, la capilla está abierta al público y cuenta con un pequeño museo con entrada por la Casa Municipal. La entrada a la capilla tiene un acceso directo donde se puede ver un pequeño jardín con una fuente ingresando por el costado izquierda de la misma.

Dato curioso: Unos 50 años atrás la cárcel de La Calera funcionaba detrás de la Capilla, por eso pueden observar la gran construcción amurallada en la calle contraria, que da vista hacia el río Teusacá.